www.numismaticodigital.com

Desde Roma con candor. Arte monetario de la República Romana (II)

Desde Roma con candor. Arte monetario de la República Romana (II)

Por Rafael Tauler Fesser

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:47h
Candor, comicidad y expresividad nos muestra en su reverso este denario republicano. Vemos que el artista está más interesado en plasmar en tan corto espacio todo lo que le habían encargado que expresara, dando más prioridad a los detalles que a las figuras representadas. En anverso vemos a Jano, más esquemático y menos realista que el que estudiamos en la parte primera de este artículo, además está representado más viejo, barbado, pero igualmente laureado. Lo que más llama la atención es el reverso que representa a Roma coronando un trofeo, éste se encuentra sobre dos escudos y dos carnyx muy decorados (antiguos instrumentos de viento que se utilizaban en las batallas), el propio trofeo porta un escudo y un cetro y está tocado con un gorro cónico. Roma también tocada con un casco y sosteniendo una lanza, tras ella ROMA (en vertical); en el cenit una estrella. En el exergo, PH (en monograma) L I. ¿Se pueden poner más cosas en espacio tan reducido? (Leer +)
Antes de continuar con el denario que nos ocupa, y para poder entender mejor el porqué de tanta profusión de letras y caracteres en una moneda, unas sucintas palabras sobre los responsables de las acuñaciones en la República Romana.

Las piezas argénteas estaban a cargo de unos magistrados designados por el Senado, llamados monetarios, que se responsabilizaban de velar por el peso y la pureza del metal. Estos monetarios eran en principio unos Triunvirus de categoría inferior y tenían por costumbre firmar las monedas con sus nombres o abreviaturas. Con el tiempo sus cargos pasaron a ser hereditarios y llegaron a ser familias adineradas, dándose el hecho de que, con el mismo nombre, podía firmar primero el padre y después el hijo o descendiente. Así se llegó a clasificar modernamente a las monedas acuñadas durante la República, con el nombre de las familias, y en lugar de ordenarlas cronológicamente, tal y como sucede en casi todos los catálogos numismáticos al uso, estas piezas se ordenaron alfabéticamente, así, la primera familia que encontramos es Aburia, su nombre completo es: </>C. Abvrivs Geminvs, que firmaría sus piezas con el simple nombre de C. ABURIA, y sus descendientes con: M.ABURIA, etc.

Las piezas no firmadas son clasificadas antes que las «familiares» y llamadas «anónimas».

Tras este breve paréntesis podemos volver a centrarnos en el estudio de los denarios a lo que gracias a la explicación anterior, ya podemos ponerle nombre.

El denario que hemos descrito arriba es un Furia, es decir pertenece a una de las familias más antiguas romanas, de la que se conocen precedentes allá por el año 488 a.C. y el que firma esta pieza es M. Fvrivs L. F. Philivs (119 a.C.).

Descripción numismática y fotografía a su tamaño real:


Furia 18. Denario, Roma. 119 a.C. Ag. Diám. 18 mm. 3,73 gr. Anv.: Cabeza laureada de Jano, alrededor M • FOVRI • L • F. Rev.: Roma coronando un trofeo. Detrás ROMA. Debajo PH IL (abreviatura de Philivs). Muy bien centrado, bien acuñado y bonita pátina. MBC+. Crawford 281/1. Sydenham 529. Furia 18. Vendido por la casa Classica Numismatic Group Inc., subasta nº 87, 18 de mayo de 2011, lote 926, en 500 euros.


Si en la pieza anterior veíamos profusión casi caótica de elementos, en este denario encontramos en reverso una exposición perfecta y ordenada de tres símbolos muy romanos. Estos símbolos Espiga, Fasces y Caduceo, son los que nos han decidido a explicar esta pieza en el artículo.

La espiga es usada como símbolo de abundancia, o de culto a la diosa Ceres por ser ella, según la mitología, la inventora del modo de sembrar y recoger el trigo.

El fasces romano (o haz de lictores), es la unión de 30 varas (una por cada curia de la antigua Roma) atadas de manera ritual con una cinta de cuero rojo formando un cilindro; a su alrededor había un hacha común o un labrys. Las fasces eran transportadas a hombros por un número variable de lictores, fasces lictoriae, que acompañaban a los magistrados curules como símbolo de autoridad y de su capacidad para ejercer justicia. Las varas unidas significan que "La unión hace la fuerza", es más fácil quebrar una vara sola que quebrar un haz de varas. Cuando el Fasces llevaba un hacha, como es el caso, indica que ésta pertenecía al curul dictador que tenía derecho para castigar y para ejecutar.

El caduceo en el mundo griego era una "vara de olivo adornada con guirnaldas". En la mitología romana esta vara la portaban los heraldos o mensajeros como Mercurio y, en lugar de guirnaldas, consta de dos serpientes entrelazadas. Según el mito, Mercurio vio luchar a dos serpientes y las separó pacíficamente con el caduceo. Las serpientes dejaron de luchar en el momento y se separaron. La vara era considerada en la Antigüedad como símbolo de paz (hoy en día es el símbolo del comercio).
Así, de forma sencilla, simbólica y esquemática, tenemos: Abundancia, Autoridad y Paz.

Descripción numismática y fotografía a su tamaño real:


Norbana 2. Denario, Roma. 83 a.C. Ag. Diám. 17 mm. 3,92 gr. Anv.: Cabeza diademada de Venus a derecha, CXI detrás, debajo C• NORBANVS. Rev.: Espiga, fasces, y caduceo. Ejemplar bien centrado y acuñado. EBC. Crawford 357/1b. Sydenham 739. Norbana 2. Crawford 281/1. Sydenham 529. Furia 18. Vendido por la casa Classica Numismatic Group Inc., subasta nº 87, 18 de mayo de 2011, lote 929, en 500 euros.


Dos cosas me han llevado a elegir este denario, una su contorno dentado y otra la gran simplicidad de su reverso.

No era infrecuente encontrar entre los denarios algunos ejemplares dentados o serratus no se sabe bien el por qué, aunque todo hace suponer que, ante la avalancha de falsificaciones que se realizaban, llamados denarios forrados (denarios con el alma falsa de cobre y una capa de plata), los monetarios tuviesen la argucia de dentar el canto de las piezas con el fin de impedir que fuesen falsificadas.

En reverso vemos a un humilde campesino o colono conduciendo dos bueyes y parece que lleva en su mano izquierda un arado, lo curioso es que las bestias están paradas, mirando al espectador y sin muchas ganas de trabajar. En cualquier caso se trata de una escena bastnte cómica, como sacada de un cuento. Otra cosa es que el significado de la diosa Ceres en anverso, junto al trabajo en el campo quiere indicarnos la prosperidad y abundancia de aquella época o lugar.

Descripción numismática y fotografía a su tamaño real:


Maria 7. C. Marius C.f. Capito. Denario dentado, Roma. 81 a.C. Ag. Diám. 19 mm. 3,86 gr. Anv.: Cabeza de Ceres a derecha, coronada de espigas, alrededor C• MARI • C • F • CAPIT • II. Rev.: Granjero con yugo de bueyes arando a izquierda, II encima. Bonita pátina. Pequeños golpes. MBC+. Crawford 378/1a. Sydenham 744. Maria 7. Vendido por la casa Classica Numismatic Group Inc., subasta nº 87, 18 de mayo de 2011, lote 931, en 500 euros.


Nuestro último denario pertenece a Julio César, estamos en las postrimerías de la República y por eso y por la simpática escena de su reverso lo traemos aquí.

La escena no tiene desperdicio, gráficamente es entrañable e infantil a la vez, estamos ante otro grafismo lleno de comicidad aunque la Familia Julia, monetaria de este denario, se lo tomase muy en serio, la escena nos muestra a Aeneas llevando en brazos a su padre Anquises (tras la Guerra de Troya, Eneas salvó a Anquises y le llevó junto a los troyanos fugitivos a Italia), y sosteniendo en su mano derecha a Palladium (célebre estatua de la diosa Minerva o Pallas, con casco, escudo y lanza -según algunos autores, Aeneas la llevó de Troya a Roma donde fue custodiada con todos los cuidados por las vestales-). La familia Julia (gens Iulia, a la que pertenecía Julio César), pretendía descender de Iulo, hijo de Eneas y nieto de Venus y así quiere comunicarlo en esta tierna escena. La historia se completa sabiendo que la diosa que nos muestra el anverso es la propia Venus. Todo un árbol genealógico representa este denario: Venus - Anquises - Eneas - (Iulo) - ... - Caesar (Julio).

Descripción numismática y fotografía a su tamaño real:


Julio César 12. Familia Julia. Denario, ceca itinerante que acompaña a César por el Norte de África. 48-47 a.C. Ag. Diám. 17 mm. 3,87 gr.. Anv.: Cabeza diademada de Venus a derecha. Rev.: Eneas con su padre Anquises al hombro y sosteniendo en su mano derecha el Palladium, detrás CAESAR. Bonito tono. Bien centrada y acuñada. MBC+. Crawford 458/1. CRI 55. Sydenham 1013. RSC 12. Vendido por la casa Classica Numismatic Group Inc., subasta nº 87, 18 de mayo de 2011, lote 942, en 500 euros.

La plasticidad de los reversos estudiados, con esa vis cómica -expresión latina que significa literalmente «fuerza cómica»-, me hace pensar que este artículo en lugar de haberse llamado «Desde Roma con candor», bien podría haberse titulado «Desde Roma con humor».

Rafael Tauler Fesser
www.onzasmacuquinas.com
[email protected]
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti