www.numismaticodigital.com

Primera subasta de Otoño, 8 a 12 octubre

Magníficos resultados en las subastas 216, 217 y 218 de Künker

Magníficos resultados en las subastas 216, 217 y 218 de Künker

Escucha la noticia

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:47h

Escucha la noticia

ND© Una vez más las subastas de la firma alemana Künker ofrecen unos magníficos resultados de remates, en esta ocasión referidos a las ventas de las tres subastas que tuvieron lugar entre los días 8 y 12 de octubre, en la localidad de Osnabrück: de los casi 5.700 lotes puestos a la venta, tan sólo quedaron desiertos 277, sumando un total de 8’4 millones de Euros vendidos, según las informaciones remitidas por Ursula Kampmann. (Leer +)
El resultado de la primera subasta de otoño en Osnabrück, Alemania, resultó ser inesperadamente alta: en lugar de los 6,1 millones de euros estimados, los precios finales de venta globales ascendieron a unos asombrosos 8,4 millones, un incremento de más del 35 por ciento. Alrededor de 5.500 lotes fueron vendidos entre los días 8 al 12 de octubre. Los coleccionistas y comerciantes por igual tenían literalmente mucho donde elegir: una vez más, los tres catálogos, 216 a 218, ofrecieron un excelente material, con algunos lotes también muy raros. El verdadero éxito, sin embargo, llegó en forma de un cuádruple táler del rey Christian V de Noruega, que se fue a un postor telefónico desconocido por la increíble cantidad de 130.000 euros.

La subasta se inició con los cerca de 1.600 lotes de moneda antigua de catálogo 216. En total, sumaron 3,3 millones de euros de las ventas finales, superando la estimación de 2,6 millones de euros. El suspense y la emoción era palpable justo desde el principio - un tetradracma de Panonia estimado en 300 euros se fue a 2.600 euros, y una segunda pieza superaba con creces su estimación de 750 euros al ir para un precio final de 5.500 euros.


Siracusa. Tetradracma, 415/405. Tudeer 66. De la colección Kunstfreund. RR, MBC/EBC. Estimado, 10.000 euros. Precio final, 50.000 euros.


Para no ser menos, las monedas griegas lograron algunos saltos impresionantes por su cuenta. Tomemos, por ejemplo, una moneda de bronce muy rara desde Populonia, que subió todo el camino desde 150 a 2.800 euros, o, tal vez, un tetradracma clásico de Siracusa, que una vez formó parte de la Colección Kunstfreund, que se superó cinco veces, alcanzando un muy sustancial 50.000 euros. Un estátera oro de Panticapeum con un sátiro y grifo realizó otro salto importante, de 40.000 a 80.000 euros.


Roma. Domiciano (81-96). Áureo, 82. Calicó 938 b. EBC. Estimación, 20.000 euros. Precio final, 42.000 euros.



Roma. Faustina II, + 176. Áureo. Calicó 2073 a. EBC. Estimación, 7.500 euros. Precio Final, 12.000 euros.



Roma. Cómodo (177-192). Sestercio, 190. BMC 652. Pátina marrón, EBC. Estimación, 1.500 euros. Precio final, 5.000 euros.


Decidir exactamente cuáles mencionar brevemente aquí no es tarea fácil cuando se pasa al apartado de monedas romanas. Un áureo de Domiciano del año 82 sin duda necesita ser incluido (Estimación 20.000 euros, Precio final 42.000 euros); al igual que otro de Adriano, de 134/138, que representa retratos encantadores de él, Trajano y Plotina (Estimación 35.000 euros, Precio final 40.000 euros); y el espléndido áureo con el retrato de Faustina II (Estimación 7.500 euros, Precio final 12.000 euros). Parece que incluso los supuestamente “no preciosos” pueden lograr “preciosos resultados”, como lo demuestra un sestercio de Cómodo en el año 190, estimado en 1.500 euros que se vendió por 5.000 euros.


Carolingios. Luis el Piadoso (814-840). Denario. CNI VI, S. 229, 1 y la placa XXII, 1. Depeyrot 1079 F. M. / G. 452. En segundo lugar conocido espécimen, BC. Estimado, 10.000 euros. Precio final, 14.000 euros.



Noruega. Christian V (1670-1699). Speziesthaler grueso, cuádruple táler, 1680. Dav. A 3654. De gran rareza, MBC. Estimación, 50.000 euros. Precio final, 130.000 euros.



3390: Estados Unidos, 25 centavos (1/4 dólar), 1831. Yeo. 2009. Casi FDC. Estimación, 2.500 euros. Precio final, 17.000 euros.


Hubo más de 2.600 lotes de época medieval y moderna que aparecen en el catálogo 217, con un volumen total de 1,7 millones de euros. Las cifras de remate superaron más del 50 por ciento, y se produjo un total general final de 2,7 millones de euros. Un ejemplo adecuado de este apartado es el medallón de plata del gran sello real del soberano danés Frederick III. (1648-1670) - el martillo bajó en 21.000 euros para esta pieza muy rara (Estimación 15.000 euros). La Edad Media verdaderamente brilló con las bracteadas, entre otros, de Meissen, así como con los carolingios. El segundo denario conocido de Treviso de Luis el Piadoso, por ejemplo, fácilmente dejó su estimación de 10.000 euros, alcanzando un precio final de 14.000 euros. Hijo menor de Luis, Carlos el Temerario, una vez tuve un penique acuñado en Aix-la-Chapelle. Por un precio final de 4.200 euros (3.000 Estimación euros), la moneda muy rara finalmente regresó a su ciudad natal, que probablemente estará en exhibición allí en algún momento en un futuro cercano. El mayor precio final de la subasta fue alcanzado por el cuádruple táler de 1680 del rey noruego Christian V, estimado en 50.000 euros, se vendió por 130.000. Esto se evidencia por el precio obtenido por una moneda de 25 centavos de Estados Unidos de 1831, que partió en 2.500 euros, sólo para terminar en la cifra considerablemente mayor de 17.000 euros.


Gran Bretaña. Victoria (1837-1901). 5 libras, 1839, “Una y el León”. Seaby 3851. RR, PP. Estimación, 40.000 euros. Precio final, 75.000 euros.




Italia. Victor Emmanuel III (1900-1946). 100 liras 1937/XVI R. Fb. 36. Sólo 249 ejemplares acuñados, MBC. Estimación: 20.000 euros. Precio final, 30.000 euros.



5738: Hamburgo. Banco portugaloeser de 10 ducados, 1689. Gaed. 1643. Historia en Oro 97 (la pista del título). RR, casi FDC. Estimación, 20.000 euros. Precio final, 24.000 euros.


El Catálogo 218 comprendía aproximadamente 850 piezas de oro que alcanzaron un rendimiento global final de 1,85 millones de euros, en lugar del esperado 1,4 millones. De especial mención aquí es un sólido de oro de Luis el Piadoso (814-840) ofrece su retrato, que cambió de manos por 16.000 euros (20.000 euros Estimación). También destacó una moneda de 5 libras de 1839 que representa a la reina Victoria de Gran Bretaña como un domador de leones, esta magnífica obra ("Una y el león") se vendió por 75.000 euros en lugar de los cerca de 40.000 euros de salida. En 1937, el rey Víctor Manuel III de Italia tenía menos de 1.000 ejemplares acuñadas de una moneda de oro de 100 liras. Este ejemplar en particular, aunque estimado en 20.000 euros, en última instancia, se vendió por 30.000. Vamos a echar un ejemplo de Alemania, así: a Hamburgo banco portugaloeser de 10 ducados de 1689 mejoró su estimación de 15.000 euros para ir a 24.000 euros.


Wurtemberg. Guillermo II (1891-1918). 5 marcos de 1905. J. 176. De gran rareza, PP. Estimado, 10.000 euros. Precio final, 26.000 euros.


Las tres subastas de Künker acabaron con cerca de 300 monedas alemanas acuñadas después de 1871. Alcanzaron los 500.000 euros (370.000 euros de estimación). La rara pieza de 20 marcos de 1875, Reuss, Línea Elder, se fue a un precio final de 30.000 euros (28.000 euros de estimación). Una verdadera maravilla de la misma denominación de Saxe-Meiningen a partir de 1882 se vendió por 26.000 euros (15.000 euros de estimación). Incluso con arañazos diminutos, 5 marcos de oro de Wurtemberg de 1905, se las arregló para superar a la medida de su presupuesto de 10.000 euros, e ir mucho más alto hasta alcanzar los 26.000 euros.


España. Reyes Católicos, 1474-1504, 4 reales, sin fecha, Burgos, acuñados bajo Carlos I. Calicó (cf. 198). MBC. Estimación, 200 euros. Precio final, 2.600 euros.


Por último, destacar que sólo había 50 monedas españolas en la subasta de Künker, con muchas acuñaciones de los Países Bajos españoles y del extranjero. Varias acuñaciones de Fernando el Católico e Isabel fueron de particular interés: una pieza de 4 reales de Burgos, acuñada por primera vez bajo Carlos I, eclipsó su precio de salida de 200 euros al venderse por 2.600 euros; y un doble excelente sin fecha, de Sevilla, MBC con el retrato excepcionalmente, fue vendida por 1.500 euros en lugar de los 1.000 euros de salida. También 4 reales sin fecha, de Valencia, particularmente atractivos, con el escudo de Carlos I pasó de 750 euros a 3.200 euros. Eso es una auténtica y verdadera “ganga” para esta obra maestra, y el coleccionista que la compró debe estar encantado con su hallazgo.

Es de agradecer que Künker se interese por los coleccionistas de moneda española y, en particular, por los lectores de Numismático Digital, al remitirnos la reseña de los remates de sus subastas con una dedicación especial a España. Gracias Sr. Künker.
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti