www.numismaticodigital.com

Espectacular Arte Celta monetiforme

Espectacular Arte Celta monetiforme

Por Rafael Tauler Fresser

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:47h
Todo es acción, nada está estático, todo está en movimiento, los símbolos que rodean la imagen central tampoco están estáticos. Vemos una rueda... ¿suficiente para sugerir un carro? Encima del caballo central vemos los cuartos traseros, mirando a izquierda, de otro caballo, al menos la cola y una pata trasera con su pezuña. (Leer +)
Una especie de hélices bajo el cuerpo del caballo no son más que las patas de éste en movimiento, los puntos serían las rótulas, ejes centrales del movimiento. Una vez que lo asociamos todo se nos representa la escena completa, todo lo que el artista quiso representar: un caballo al galope tendido, la boca abierta, resoplando. ¡Qué perfecto dominio de la anatomía animal en movimiento para plasmar esta escena!

Estamos, pues, ante la vanguardia de futuros movimientos artísticos sugerentes de la idea, de la acción, artes que se olvidan del realismo y que simplemente... sugieren. Pero… ¡estamos contemplando una moneda celta de más de veinte siglos de antigüedad!



Observemos esta segunda moneda. A primera vista sólo vemos medias lunas y una estrella, pero miremos con atención: lo que parecen medios arcos son en realidad las partes de un caballo que va al galope hacia la izquierda, el primer trazo arriba a la izquierda es la parte trasera de la cabeza; el siguiente trazo, bajo el anterior, es el pecho del caballo y a continuación, en sinuoso enlace, los cuartos traseros, la cola tras éstos, las patas debajo.

Y, otra vez, una rueda (estrella de seis puntas)... más movimiento... ¿sugiere, como en la moneda anterior, un carro?



He aquí el anverso de la moneda que acabamos de ver. Desconcertante, la casa subastadora nos dice escuetamente: Cabeza de Apolo enloquecida. Es posible: un ojo, una nariz, ¿unas patas con pezuñas?, pero lo que me desconcierta es la cara que vemos a la izquierda, de trazos perfectos: ojo, nariz, boca, pómulos... ¿Cómo asimilamos la disparidad de las dos cabezas, una monstruosa y otra perfecta? ¿Qué nos quiso decir el artista? ¿Son dos mundos opuestos? ¿El real y el simbólico?



Nos serenamos al observar un sosegado caballo de otro reverso. Está parado mirando a derecha, pero los trazos que diseñan su cuerpo son iguales que los anteriores: sinuosas curvas, se aprecian perfectamente las rótulas de las patas, ejes del movimiento, las pezuñas han reposado. Unos adornos florales sustentan la escena... ¿y en el centro, bajo el cuerpo del caballo? ¿Qué símbolo es ese, una media luna y un círculo? ¿Podría ser una rueda quieta, sin rotación?...

Los conocedores del Arte Celta nos dicen entre otras cosas: la expresión "arte celta" se emplea sobre todo en relación al arte pagano tardío y cristiano temprano de las islas británicas y de las Galias, se distingue por la «abstracción geométrica», se desmaterializa el arte, guardando sólo las líneas esenciales de la figura representada o incluso prescindiendo totalmente de ella. Las formas se reducen a esquemas geométricos; por la «Variabilidad» dentro de un mismo esquema o motivo, ya sea animal o vegetal, aparecen numerosas variantes; «Creatividad»: muchas veces la obra solo es un pretexto para dar rienda suelta a la técnica y la imaginación del artista; «Zoomorfismo: los animales, sean una especie existente o bien de carácter fantástico, tienen preferencia a la hora de ser incluidos en la decoración céltica. Probablemente estas figuras tuvieron en su origen un carácter totémico y, por último «Predominancia de lo ornamental sobre el contenido»: el artista celta puede situar una escena en el centro de la obra pero siempre se recreará en los adornos secundarios, que parecen ser lo más atractivo para él y que reflejan mejor su manera de expresarse.

En resumen, el arte céltico se caracteriza por su simbolismo y gusto por la geometría, produciendo una sensación de "caos ordenado" con sus formas abigarradas pero simétricas. No desconoce cierto naturalismo, pero estiliza lo plasmado huyendo del realismo total. Ver: http://es.wikipedia.org/wiki/Arte_celta.

No podemos olvidarnos de proporcionar los datos numismáticos de las piezas que hemos estudiado, para lo que publicamos las monedas a su tamaño original.

Moneda nº 1


Ambiani. Los ambianos (en latín, Ambiani) eran unos de los pobladores que ocupaban la antigua Gallia Belgica en el 57 a.C. Estátera de oro. Ø 19 mm. 6,04 gr. Anv.: Ojo, estrella y franjas diagonales. Rev.: Caballo a derecha, rodeado de estrellas, abajo una rueda. EBC. Adjudicado el 7/3/11 en 1.400 € (Impuestos y comisiones incluidos).

Moneda nº 2


Coritanos (Los Coritani, pueblo celta del nordeste de Britania). Tipo de South Ferriby. Hacia 100 a.C. Estátera de oro. Ø 18 mm. 5,39 gr. Anv.: Cabeza de Apolo abstracta. Rev.: Caballo estilizado a izquierda; encima, media luna, debajo estrella. EBC. Adjudicado el 7/3/11 en 600 € (Impuestos y comisiones incluidos).

Moneda nº 3


Ambiani. Los ambianos (en latín, Ambiani) eran unos de los pobladores que ocupaban la antigua Gallia Belgica en el 57 a.C. Estátera de oro. Ø 18 mm. 6,10 gr. Anv.: Abombamiento. Rev.: Caballo estilizado a derecha, rodeado de símbolos. EBC. Adjudicado el 7/3/11 en 600 € (Impuestos y comisiones incluidos).

Rafael Tauler Fesser
www.onzasmacuquinas.com
[email protected]

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti