www.numismaticodigital.com

Josep Pellicer i Bru, presidente Asociación Numismática Española ANE

“Siempre seremos la ANE, ya que intentamos mantenernos al margen de cambios que puedan afectar a nuestra Asociación y su situación geográfica.”

“Siempre seremos la ANE, ya que intentamos mantenernos al margen de cambios que puedan afectar a nuestra Asociación y su situación geográfica.”

miércoles 14 de enero de 2015, 03:13h
El local sede de la Asociación Numismática Española se compró en el año 1982 con la ayuda de la masa social y a una Subasta organizada por la casa Calicó.
Desde entonces y hasta hace muy poco, situada en la céntrica Gran Vía de les Corts Catalanes, 627.

La Asociación Numismática Española ANE se funda en el año 1955, bajo los auspicios de Xavier Calicó y Rebull, y un grupo de coleccionistas numismáticos. Calicó ostentó siempre el cargo de secretario general y fue el que dirigió ANE hasta su defunción. Treinta y tres años después de la adquisición de la sede de Gran Vía, ANE se ha mudado. Ahora acoge a sus asociados en un nuevo local, en la también céntrica calle Diputació, 297. Sobre este cambio y el de la reciente inscripción a nombre de ANE del nombre de la Asociación Numismática Europea, nos habla su presidente Josep Pellicer i Bru.


Josep Pellicer i Bru es predidente de ANE desde 1997.

¿Desde cuándo es usted presidente de la Asociación Numismática Española ANE?

Pues ya llevo unos cuantos años, exactamente van a transcurrir dieciocho años, desde que el año 1997 fui ratificado como presidente por la Asamblea General de ANE.

¿Cuántos socios tiene ANE en la actualidad y de qué países?

El número de Socios ha descendido mucho siendo en la actualidad alrededor de 450 asociados de España e Hispanoamérica.



La nueva sede de ANE, en Diputació 297 cuenta con amplios espacios para los asociados.

Casi 18 años como presidente de los que prácticamente su totalidad lo fueron desde la sede fundacional en la céntrica Gran Via de les Corts Catalanes, 627 Principal-1º. Para los que no conocieron dicha sede, aún siendo asociados desde la lejanía geográfica, recuérdenos cómo era la estructura de la antigua sede: salón de actos, etc.

La antigua sede tenía una superficie de 230 m2, de los cuales solamente se aprovechaban alrededor de 150 m2 distribuidos entre despachos, biblioteca y el salón de actos, conferencias, exposiciones, etc.

¿Cuándo se decidió vender la sede de Gran Via y por qué?

La decisión de vender el local propiedad de ANE, tiene su origen en el descenso vertiginoso de Socios y por lo tanto de ingresos. En pocos años se ha perdido un porcentaje muy importante de ingresos y nos cuesta recibir monedas para subastar. Tenemos bastantes ejemplos en la actualidad de sociedades que enajenan sus patrimonios para poder subsistir, ya sean deportivas, comerciales u oficiales, algunas muy importantes, aunque no sea el caso nombrarlas. La decisión se tomó en la Junta General Extraordinaria de enero de 2014, hace ahora un año.



Despecho de Gloria Puig desde donde atiende a diario a los asociados de ANE.

¿Por cuánto dinero se ha vendido la sede fundacional y cuánto ha costado la nueva sede social de ANE?

Esos datos serán presentados en nuestra próxima Junta General, en marzo. Aunque sí le puedo adelantar que la nueva sede es alquilada, no comprada.

¿Cómo se buscó la nueva sede social?

La nueva sede se descubrió a través de Internet, buscando oficinas cercanas a nuestra ubicación para que el cambio no fuese traumático. Fue una verdadera sorpresa encontrar un piso semejante al nuestro, a cien metros de nuestro local social, pero de la mitad de superficie, lo que nos ha permitido situarnos con comodidad manteniendo un nivel de categoría muy digno, como puede verse en las fotografías que acompañamos.

¿Es de alquiler o comprada?

Como ya le he dicho anteriormente, nosotros sólo podíamos acceder a un nuevo piso de alquiler que además se adaptara perfectamente a las necesidades de nuestros asociados y se ha conseguido.



Los miles de volúmenes que conforman la Biblioteca de ANE mantienen su espacio.

¿Puede describir las nuevas instalaciones? ¿Se adaptan a las necesidades de la Asociación?

Consta de un gran salón con todas las bibliotecas antiguas, un ordenador para navegar, a disposición de los Socios y una oficina diáfana con una fotocopiadora en color. Ha tenido una gran acogida entre los asociados que nos han visitado, pues al estar en un tercer piso tiene una luz excelente y es una sede muy alegre y acogedora.

Cambiemos de asunto Sr. Pellicer, háblenos del registro por parte de ANE del nombre de Asociación Numismática Europea, ¿por qué ese nombre?

Los tiempos cambian y tal vez contar con un nuevo nombre secundario puede ser bueno en un futuro. De todas formas para todos siempre será la A.N.E. ya que intentamos mantenernos al margen de cambios que puedan afectar a nuestra Asociación y su situación geográfica. La Asociación Numismática Europea A.N.E. puede y debe ser la sociedad hermana, lo es, y en todo caso la heredera de los hasta ahora 60 años de trabajo en favor de la numismática.



Las nuevas instalaciones cuentan con mucha luz exterior.

¿Va a cambiar la razón social de ANE?

No deberá cambiar para nada su acta fundacional pues en un principio la filosofía es la misma. Así, en su momento, mantendremos un pie en Europa donde pertenecemos políticamente y donde, tal vez, se logre alguna ayuda que por ahora se nos niega en nuestra autonomía. Son asociaciones paralelas.

Para finalizar, exprese sus deseos para 2015.

El deseo de la Junta Directiva de A.N.E. y el mío propio es que el próximo año 2015 sea más propicio que el actual para todos los Socios, que “Numismático Digital” alcance siempre el éxito que se merece, y que la numismática sea reconocida y apoyada por los estamentos oficiales.



Pues habrá que esperar a la próxima Junta General de marzo para conocer más datos sobre el cambio de ubicación de la sede social y por el de la también nueva denominación de ANE. Atrás quedaron algunas preguntas sin contestar a la espera de respuestas, tales como ¿Se van a utilizar los dos nombres que corresponden a las siglas de ANE indistintamente? ¿Ha previsto la junta directiva que decidan los socios qué nombre quieren para la Asociación? ¿El cambio de denominación es una decisión “política” a futuro…? En todo caso, como dice el Sr. Pellicer, el “espíritu de ANE será siempre el mismo”. Esperemos. Mientras tanto, habrá que visitar la nueva sede barcelonesa de Diputació, 297 – 3º 1ª.

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti