www.numismaticodigital.com

Simón Bolívar

Hace unos días, durante el acto de investidura del nuevo presidente de Colombia, la ceremonia se interrumpió porque Gustavo Petro pidió que le trajeran la espada de Simón Bolívar, y en ese receso y fuera de protocolo, el rey Felipe VI, al igual que otros muchos mandatarios, permanecieron sentados mientras la espada circulaba ante ellos. Algo que no produjo ningún malestar en Colombia, el Estado anfitrión, pero que ha sido utilizado para crear una innecesaria y en gran medida absurda polémica en España. Rescatamos en relación a la siempre polémica figura de Simón Bolívar un artículo publicado hace ya tiempo en la publicación hermana “Crónica Numismática”.

  • 1