www.numismaticodigital.com

La moneda china en la Era Song

Por José Ramón Vicente Echagüe

Escucha la noticia

Escucha la noticia

La moneda china en la Era Song

Los tres siglos de la era Song (960-1279) son recordados como una época de expansión económica y comercial sin precedentes, así como de grandes avances científicos y tecnológicos, especialmente en el campo de la navegación. La sociedad Song, más urbana y dinámica que sus predecesoras, requería de más medios de pago para costear su desarrollo económico, científico, social y cultural, lo que resultó en una superproducción de piezas de cobre y la difusión del papel moneda. De la moneda de esta época, basada en el modelo kai yuan tong bao de los Tang, cabe resaltar sus cualidades estéticas, ya que diferentes tipos de caligrafía, algunas veces la del propio emperador, fueron reflejados en su anverso. (Ver artículo anterior del mismo autor La moneda china de la antigüedad)

El periodo de los Song del norte (960-1127)

En el año 960 Zhao Kuangyin, comandante de la guardia imperial bajo los Zhao posteriores del norte de China, se proclamó emperador dando así comienzo oficial a la dinastía Song, que estableció su capital en Kaifeng. En el transcurso de dos décadas el nuevo estado irá anexionándose, de forma por lo general pacífica, los reinos del sur de China que durante varias décadas habían gozado de un estatus independiente en la práctica: Chu, Shu Posterior, Han del Sur, Jiangnan, Wu-Yue y Han del Norte. Pese a esta rápida conquista, los Song no se caracterizaron por su empuje guerrero, pues nunca pudieron hacerse con el control total del antiguo imperio de los Tang. Los choques principales tuvieron lugar en el norte, frente al imperio de los kitan, un pueblo de bárbaros sinizados que logró establecer un estado en la zona que ocupa la actual Mongolia, Manchuria y norte de China durante la llamada era de las cinco dinastías y diez reinos (907-960). Tras años de infructuosas campañas militares, los Song acordaron con los kitan el pago de un tributo anual a cambio de la paz, aceptando la imposibilidad de recuperar el norte de China. No fue esta la única región que se les resistió: el oeste, clave en el control de la Ruta de la Seda, quedó bajo el dominio de los llamados Xia occidentales, una variopinta confederación de pueblos turcos y tibetanos, y en el sur se consolidó el reino de Dali, sucesor del antiguo reino de Naznhao. Las tensiones fronterizas en el norte y el oeste, así como su coste económico, serían una constante durante todo este periodo y, a la larga, una de las causas de la caída de la dinastía.

Extensión del imperio Song alrededor del año 1100 (fuente: wikipedia)

Una vez aceptados los límites territoriales, los Song se centraron en la construcción de un estado próspero. Para ello no dudaron en llevar a cabo reformas de gran calado, especialmente en lo tocante a la gobernanza. La máxima autoridad fue atribuida al consejo de estado presidido por el emperador, cuyos miembros deliberaban abiertamente acerca de las políticas a adoptar o su viabilidad. La administración central se simplificó al dividirse en tres grandes departamentos: economía y finanzas (principalmente monopolios del estado, impuestos y presupuestos), secretariado (básicamente administración de justicia y funcionariado) y asuntos militares. Se profesionalizó el ejército, que ahora contaba con los servicios de mercenarios, y se dotó a los gobiernos de las provincias de competencias meramente administrativas con el fin de evitar las tendencias centrífugas que habían caracterizado a las anteriores dinastías. Todo esto repercutió en la reafirmación de la autoridad central frente a todas aquellas figuras que en épocas anteriores habían hecho sombra al emperador: eunucos, emperatrices y gobernadores militares.

En el terreno agrícola, pilar básico de la economía china, la era Song fue época de importantes innovaciones. La aparición de nuevos instrumentos de cultivo y la mejora en las técnicas de irrigación permitieron el desarrollo de grandes regiones arroceras (especialmente en la cuenca del Yangze y el sur de China) que aumentaron considerablemente las reservas de este cereal. Esto no solo constituía una fuente de riqueza en sí misma, sino que tenía otras repercusiones más allá de la propia agricultura, pues permitía a la sociedad china abrirse a otros campos como la artesanía o la industria.

Moneda song yuan tong bao (inauguración Song) de 960-976.

Los Song fueron conocidos también como grandes reformadores sociales, llegando a comparar sus medidas en este ámbito con las del estado del bienestar característico del siglo XX. En este sentido, se impulsó la educación financiada por el estado y se pusieron en marcha numerosas obras públicas, como las destinadas a la canalización del río Yangze. …Dentro de las corrientes reformistas de la era Song cabe destacar la labor de Wang Anshi, primer ministro bajo la protección del emperador Shen Zong entre los años 1068 y 1085 (interrumpido entre 1076 y 1078). Sus reformas en los ámbitos fiscal, administrativo y militar siguen siendo consideradas como revolucionarias. No es probable que Wang Anshi pretendiera cambios sustanciales en el statu quo, pero sí es cierto que sus políticas concitaron mucha oposición entre las facciones conservadoras. En este espacio cabe mencionar las medidas destinadas a mejorar la situación del campesinado, tradicional pilar del imperio chino, que debía soportar una serie de cargas de las que estaban exentos otros colectivos, como los impuestos directos o los trabajos obligatorios. En este sentido puso en marcha medidas como la lucha contra las compras masivas y el almacenamiento de cereales y de control del precio de los mismos, la conversión de los trabajos obligatorios en tasas y la institución de préstamos a bajo interés para luchar contra la usura.

Monedas xi ning yuan bao (izda.) y xi ning zhong bao (dcha.) de 1 y 2 cash (1068-77) bajo el emperador Shen Zong.

Pero si por algo es recordada la China Song es por la expansión comercial. Sin acceso a la Ruta de la Seda en Asia Central, los Song se centraron en el comercio interior y en el tráfico marítimo del sureste asiático, hecho este que posibilitó grandes avances en la navegación comercial y militar como la adopción de la brújula. Fue una época de gran expansión de la artesanía, concretamente las industrias textil y cerámica, acompañada de avances significativos en la metalurgia y las explotaciones mineras (esto último muy relevante en cuanto a la producción de moneda como veremos más adelante).

La moneda durante el periodo de los Song del norte

La China Song fue, en definitiva, una sociedad más urbana y dinámica, centrada en los intercambios comerciales internos y externos y en una defensa de su territorio por lo general sustentada en precarios acuerdos de paz con sus pujantes vecinos. Todos estos cambios influyeron decisivamente en la moneda de esta época, sobre todo en su producción. Y es que el desarrollo comercial y las reformas sociales expuestas más arriba exigían una monetización total de la economía china, lo que inevitablemente pasaba por aumentar la emisión de forma considerable.

De esta manera, los Song emitieron moneda a una escala sin precedentes. Para hacernos una idea, la producción de monedas cash pasó de alrededor de 500 millones de piezas anuales al principio de la dinastía a más de 5.000 millones anuales durante los años 1078-1085, coincidiendo con el segundo periodo de Wang Anshi. Esta superproducción inundó las economías de países vecinos como Japón, Corea o Vietnam, haciendo innecesaria en muchos casos la producción local, pero demostró ser insuficiente para cubrir todos los intercambios comerciales, pues se generalizó el uso de la plata no acuñada y del papel moneda de forma paralela. No es de extrañar, pues una sociedad tan dinámica y móvil, cuyos comerciantes en muchos casos debían desplazarse miles de kilómetros para efectuar intercambios, necesitaba formas de pago más flexibles y cómodas. El estado asumió la emisión de papel moneda a partir de 1024 y, si bien sirvió para potenciar la economía privada, su uso generalizado contribuiría al caos monetario y la inflación que caracterizarían los años finales de los Song

Monedas zhi ping yuan bao con caligrafías diferentes (emperador Ying Zong 1064-67).

La moneda Song se basaba fundamentalmente en el modelo kai yuan tong bao de los Tang, si bien con un contenido menor de cobre (64 %, mezclado con un 27 % de plomo y un 9 % de estaño según Cast Chinese Coins de D. Hartill), aunque de peso y dimensiones similares. Ciertas zonas periféricas del imperio, como Sichuan y Shaanxi, donde el cobre era escaso, continuaron emitiendo monedas de hierro, por lo general menos valoradas que sus equivalentes en cobre. Los principales cambios que afectaron a la moneda Song, sin embargo, fueron de tipo estético. Los caracteres situados arriba y abajo del anverso, indicativos de diferentes títulos imperiales, cambian en esta época con más frecuencia, aproximadamente cada cinco años. De esta forma, las monedas emitidas bajo el mandato de un mismo emperador pueden cambiar de inscripción varias veces dependiendo de la duración de este mandato. Durante el siglo XI se produjeron también monedas de 2 cash, de un peso y tamaño aproximadamente doble al de 1 cash, con el fin de acelerar la disponibilidad de circulante. A principios del siglo XII, tras la caída de Wang Anshi, se intentó poner en circulación monedas fiduciarias de 10 cash, experimento de corta duración puesto que solo favoreció el fraude y la especulación.

Monedas sheng song yuan bao con tres tipos de caligrafía (emperador Hui Zong 1101-06).

Pero lo más representativo, a mi juicio, de las monedas Song se encuentra en el estilo de su caligrafía. O, mejor dicho, en los diferentes estilos, para deleite de los coleccionistas modernos. Durante esta era se utilizaron cinco caligrafías diferentes para reflejar los caracteres del anverso, tal y como podemos ver en las imágenes correspondientes a las monedas zhi ping yuan bao del emperador Ying Zong (producidas entre 1064 y 1067) o las sheng song yuan bao del emperador Hui Zong (producidas entre 1101 y 1106). Precisamente, en lo que a caligrafía se refiere, el emperador Hui Zong (1101-1125) tuvo un lugar muy destacado, ya que fue su propia caligrafía, conocida como “hilo de oro”, la que se ve reflejada en una de las monedas cash más bellas que existen, la fiduciaria de 10 cash da guan tong bao de 1107-10.

Moneda da guan tong bao con caligrafía tipo "hilo de oro" (emperador Hui Zong 1107-10) Fuente: Cast Chinese Coins, D. Hartill.

El periodo de los Song del sur (1127-1279)

El periodo de los Song del norte acabaría precisamente con este emperador ante el avance del pueblo jurchen en el norte, que tras acabar con los kitan decidió poner al rico imperio Song en su punto de mira. Los jurchen, pueblo de origen tungu que habitaba los bosques de la cuenca del Amur en el norte, consiguió a principios del siglo XII poner en jaque al debilitado imperio de los kitan, minado por dificultades económicas y disensiones internas. Los Song no dudaron en asistir a los jurchen en esta empresa, algo que lamentarían poco después. En 1125, los jurchen, que oficialmente se habían establecido como la dinastía Jin, rompieron su tratado de amistad con los Song y pasaron a la ofensiva, apresando a la familia imperial y tomando Kaifeng al año siguiente. En poco tiempo se hicieron con la mitad norte del imperio Song, que a duras penas logró resistir al sur de la cuenca del Yangze y continuar la dinastía a través de Gaozong, uno de los hijos del emperador Hui Zong, estableciendo su capital en Hangzhou. Comenzaba así el periodo de 150 años conocido como Song del sur, en el que un debilitado estado chino, desprovisto de una gran parte de sus fuentes de riqueza y reducida su población a la mitad, trataría de defender su territorio de los Jin primero y de los mongoles después.

Si los Song del norte habían primado el comercio y el mantenimiento de la paz frente al ansia de conquista, esta tendencia se acentuaría durante este segundo periodo. Los Jin, de hecho, no mostraron gran interés en conquistar el sur, prefiriendo el pago de cuantiosos tributos por parte de los Song a cambio de una precaria paz. Pese al carácter decadente que se suele atribuir a esta dinastía, cabe señalar que fue continuadora del reformismo social y desarrollo comercial de la anterior etapa. En esta época se siguió potenciando el comercio marítimo en el sureste asiático así como los avances en la navegación, y se fundaron instituciones de socorro social, especialmente en los grandes centros urbanos, inspiradas en las instituciones caritativas que siglos atrás habían establecido los monjes budistas: orfelinatos, hospicios, hospitales…El desarrollo de unas pujantes clases medias compuestas por una floreciente burguesía urbana, mercaderes enriquecidos y propietarios agrícolas tuvo como consecuencia un refinamiento que se refleja en las artes de este periodo (especialmente en la literatura popular, muy orientada al espectáculo) o en el gusto por diferentes actividades de ocio, que llenó los barrios de las grandes ciudades de establecimientos como restaurantes, salas de té, o teatrillos.

Tablillas de bronce por valor de 200 cash (1260-64) Fuente: Cast Chinese COins, D. Hartill.

No obstante, el imperio Song de esta época no fue capaz de recuperar el norte perdido frente a los Jin, existiendo divisiones continuas entre los partidarios del enfrentamiento y los del mantenimiento de la paz. Los roces fronterizos fueron una constante entre los dos imperios, lo cual haría aumentar un gasto militar que no resultaría en una mayor expansión territorial. Al mismo tiempo, el campesinado se empobrecía progresivamente frente a los cada vez más poderosos terratenientes, que concentraban una mayor cantidad de tierras en sus manos. De hecho, la figura del emperador era cada vez menos relevante frente a las grandes familias nobles, que tenderían a defender sus propios intereses frente a cualquier atisbo de bien común.

La moneda de los Song del sur

De hecho, la realidad monetaria de los Song del sur fue fiel reflejo de esta decadencia. Con un territorio reducido a la mitad, la cantidad de moneda producida fue sensiblemente menor, algo que ni la confiscación de materiales de cobre pudo paliar. El número de monedas emitidas oscilaba en los 100-150 millones anuales de piezas, con su contenido de cobre rebajado a un 40-50%. Al mismo tiempo, la exportación de circulante a economías vecinas (especialmente la de los Jin del norte) continuaba su curso, lo que hacía aún más patente la insuficiencia en la producción. De esta forma, los Song del sur debieron recurrir a otras formas de dinero, destacando especialmente el papel moneda cuyo uso generalizado contribuyó a potenciar la economía privada pero acentuó las tendencias inflacionistas en la economía. Alrededor del año 1260 se pusieron en circulación en Hangzhou unas curiosas tabillas de plomo y bronce por valores de 10, 40, 100, 200, 300 y 500 cash, con un valor reducido en alrededor de un 30 % dependiendo de la mercancía que se tratara. Según Hartill, 100 cash en este contexto equivalían a 72 para la compra de carne, pescado o vegetales o 74 para la adquisición de oro y plata.

Aún así, la emisión de moneda de esta época es en muchos sentidos una continuación de la etapa de los Song del norte, pues se mantuvieron patrones similares en cuanto a sucesión de títulos y combinación de estilos caligráficos. Una novedad importante, a partir de 1180, fue la introducción del año de emisión en el reverso de las monedas como forma de control de calidad en las cecas. En la siguiente imagen podemos ver los reversos de moneda qing yuan tong bao emitida bajo el reinado del emperador Ning Zong (1195-1224) entre los años 1195 y 1200, en los que se pueden ver los numerales del 1 al 6.

Moneda qing yuan tong bao del emperador Nong Zong (1195-1200). Los reversos muestran el año de emisión, con numerales del 1 al 6 (Fuente: Cast Chinese Coins, D. Hartill).

El siglo XIII en Asia es sin duda el de la expansión de los mongoles, bajo cuyos ejércitos fue cayendo un imperio tras otro: los Xia occidentales en 1227, los Jin en 1234 y el reino de Dali en el sur en 1253. A partir de 1260, momento en que Kublai Khan establece su capital en Beijing, los esfuerzos se centrarán en incorporar el imperio de los Song del sur. Pese al conocido empuje guerrero de los mongoles y la creciente debilidad Song fruto de sus dificultades económicas y divisiones internas, éstos lograrían ofrecer una tenaz y efectiva resistencia gracias en gran parte a los avances tecnológicos incorporados a sus ejércitos (bombas, granadas, lanzallamas, incluso vehículos acorazados). No obstante, si algo caracterizaba a los mongoles era su capacidad de asimilar las técnicas de los enemigos a los que combatían, lo que resultó decisivo en la batalla naval en aguas del Yangze de 1274, en la que los mongoles incorporaron cañones a sus barcos. Los últimos focos de resistencia Song fueron eliminados en 1279, dando comienzo a un nuevo periodo histórico en el que por primera vez una dinastía de origen extranjero dominaba la totalidad de China.

Bibliografía

Cast Chinese Coins, A Historical Catalogue. David Hartill, published by Trafford, Victoria (BC) Canada, 2005

Early World Coins & Early Weight Standards, by Robert Tye, published by Early World Coins, York 2009

Gernet, J. El Mundo Chino. Editorial Crítica, Barcelona 1991

Ceinos, P. Historia Breve de China, Sílex Ediciones S.L. Madrid, 2006

Primal Trek: Ancient Chinese Charms and Coins http://primaltrek.com/

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti