www.numismaticodigital.com

Münze Österreich, Ceca de Viena

Se cierra la serie austriaca “Roma, a orillas del Danubio” con una moneda dedicada a Brigantium

Se cierra la serie austriaca “Roma, a orillas del Danubio” con una moneda dedicada a Brigantium
miércoles 22 de octubre de 2014, 11:47h
ND© Bajo el título de “Brigantium” la Münze Österreich (Casa de la Moneda de Austria, Ceca de Vina) ha acuñado la última de las seis monedas de la serie “Roma, a orillas del Danubio”, cuya emisión está prevista que se ponga a la venta el próximo 13 de junio. La moneda conmemorativa de 20 euros está dedicada a la ciudad y puerto a orillas del lago Constanza. (Leer +)
La nueva moneda de plata tiene un valor nominal de 20 euros, llama la atención en la calidad y la única prueba de una acuñación máxima de 50.000 piezas. Las monedas son golpeadas en 900 plata fina y contiene 18 gramos de plata pura. Cada moneda tiene un diámetro de 34 mm, se encapsula y viene en caja con un certificado de autenticidad numerado individualmente.

El anverso de la moneda, diseñada por el grabador Herbert Waehnerdepicts, representa la cabeza del poderoso emperador Valentiniano mirando sobre el puerto de Brigantium. En primer plano se muestra la “mano de oro” de Brigantium, perteneciente a una estatua femenina ciclópea, que sostiene una flor de loto. En el fondo de la imagen, algunos de los barracones que fueron utilizados para el almacenamiento y la construcción naval, así como la reparación de buques de guerra del Imperio Romano. Alrededor, la leyenda que corresponde al país de emisión “Republik Oesterreich” (República de Austria), el nombre del emperador “Valentinian I”, así como el valor nominal de “20 Euro”. El nombre de “Brigantium” y el año de emisión “2012”, se encuentran en la parte izquierda central del campo del diseño.



El reverso, diseñado por Andexlinger Helmut, muestra a un par de rápidos buques de guerra romana en movimiento, o navislusoria en el lago Constanza. Uno de estos barcos está siendo propulsado hacia adelante por una tropa de soldados romanos, mientras que dos centuriones miran desde un arco de protección a lo largo de la costa. En el fondo de ambos lados de la moneda se puede ver parte de los Alpes situada justo al sur de esta región. Como leyenda se puede leer el nombre de “Brigantium”.

El Imperio Romano fue sin duda muy poderoso e influyente en muchas regiones de Europa, Austria de hoy no fue la excepción. Mucho de esto fue debido a la compleja interconexión de los ríos y lagos que se encuentran en esta zona de Europa. Una de las redes de transporte más eficientes y eficaces durante siglos.

Brigantium (hoy conocido como Bregenz) fue construido en los años del ocaso de la presencia del Imperio Romano en la orilla oriental del lago de Constanza. De ahí que el puerto de Brigantium sea un tema muy apropiado con el que concluye la serie histórica “Roma en el Danubio”. La proeza naval de los romanos quizás no sea lo primero que destaque de esa civilización, pero lo cierto es que los romanos cubrieron todos los aspectos de logística y transporte naval para mantener la riqueza y la fuerza de su imperio desde hace mucho tiempo.



No fue sino hasta la segunda mitad del siglo IV cuando el puerto fue construido por el emperador Valentiniano I, quien nació en Croacia en el año 321 y reinó un poco más de una década hasta su muerte en el año 375. Valentiniano fue el último emperador romano que participó en las campañas militares a través de los ríos Rin y Danubio.

Los hisotriadores piensan que se construyó el puerto de Brigantium con el fin de brindar protección a sus fronteras, equipándolo con navislusoria, o “buques de baile”. Estos barcos eran pequeños, rápidos y fáciles de maniobrar en las aguas. El antiguo puerto fue descubierto y excavado hace unos 40 años. La datación del puerto se fijó en el año 370 d.C.,.

Por otra parte, la mano de oro de Brigantium o Bregenz es la mano izquierda de una forma femenina. Está hecha de bronce bañado en oro. Basado en este fragmento de la estatua debe haber sido aproximadamente el doble del tamaño de un ser humano, en otras palabras, es una de las estatuas coloso que se encuentran a menudo en ciudades clave romanas.


Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti